Tipos de arroz

El arroz es uno de los alimentos fundamentales alrededor del mundo. Este cereal presente en todas las culturas es objeto de empleo en muchos platillos. Su versatilidad y colorido hacen que se use como plato principal combinado con otros ingredientes o que sea la perfecta guarnición de un alguna preparación.

Existen diferentes variedades de arroz: arroz de grano (medio,corto y largo), arroz integral, arroz salvaje, arroz rojo, arroz integral, arroz precocido.

Arroz de grano largo: requiere una considerable cantidad de agua para cocerse. Es utilizado en la cocina china e india.

Arroz de grano medio: es el más empleado en la cocina española (paella). Además se utiliza en Latinoamérica, Valencia y en Italia (risotto).

Arroz de grano corto : presente en Japón, Norte de China y Corea. Es idóneo para preparar sushi ya que sus granos permanecen unidos incluso a temperatura ambiente.

Arroz salvaje: de color café obscuro debido a que conserva su cáscara natural. No proviene de la semilla del arroz directamente sino de la avena. Es usado como guarnición y su sabor es parecido al de una nuez. Su tiempo de cocción es un poco más largo que el de los demás.

Arroz rojo: se cultiva en Francia (Camargue), Tailandia, Estados Unidos y en Asia. Su sabor pareciera el de los frutos secos. Su color se torna casi a rosado tras la cocción y el contenido en almidón más elevado hace que resulte ligeramente pegajoso. Respecto al tiempo de cocción es más largo, como en general todos los productos integrales, arroces u otros cereales.

Arroz integral o cargo: tiene más valor nutricional que el arroz blanco debido a que el salvado contiene muchos elementos como fibra, vitaminas B1, B2, B3, vitamina D, hierro, magnesio, calcio y potasio. El arroz blanco al ser sometido a la molienda pierde mucho de su valor nutricional.

Arroz precocido: este es tratado mediante una cocción parcial previa para reducir el posterior tiempo de cocción. Existen mchas marcas que ofrecen variedades respecto a este tipo de arroz.

Cómo usar la cubertería o plaqué en eventos formales

Para saber la correcta utilización del plaqué o cubertería en la mesa tenemos que considerar dos aspectos importantes. Lo primero es identificar el tipo de evento al asistiremos. Un buen anfitrión nos indicará la naturaleza del evento: formal (comida, desayuno, cena)o evento casual o semiformal.  El segundo punto será el tipo de platillos que nos presentarán en el evento (carne, pescado, mariscos, ostiones, caracoles, langosta, aves).

Existen reglas básicas en la cubertería que nos facilitaran su utilización. Regla #1 Los cubiertos siempre tendrán un orden determinado. Los que se encuentran a los extremos (más alejados del plato),o sea  los últimos son los que primero vamos a emplear. Los penúltimos después y loa antepenúltimos al final. Todo esto de forma paralela (tanto del lado izquierdo como del derecho). Los tenedores se ubican a la izquierda y los cuchillos y cucharas a la derecha. Vamos de los extremos hacia el interior de forma paralela.

Regla #2 Como les mencioné depende la formalidad del evento  el número de cubiertos que tendremos en la mesa pero por regla básica no podrán exceder de tres cubiertos de cada lado (derecho o izquierdo). Cuando sean necesarios más de tres cuchillos  o tenedores, el cuarto se colocará después (cuando se cambie el servicio) o en el momento de servir el plato. De lo contrario se perdería la estética y el orden en la mesa y porque claro, nos volveríamos locos.

Regla #3 La forma de los cubiertos. Partiendo de que la triada habitual (cuchara,tenedor,cuchillo) en eventos especiales ésta se multiplica. Por ello es de gran ayuda conocer las formas de los cubiertos para identificar si un tenedor es para el plato principal, o para ensalada o para pescado. Eso nos facilitará su utilización sin importar los escenarios que se nos presenten. Les dejo una breve descripción de estos:

Cucharas.

Cuchara para sopa o crema: es la más grande.

Cuchara de consomé: mediana pero es la de forma muy redondeada.

Cuchara para postre: Se pone frente al plato. Se emplea para flanes, natillas, pudding o tártas.

Cuchara de té: es de tamaño intermedio.
Cuchara para café: es la de tamaño más pequeño.

Cuchara o paleta para helado: como su nombre lo dice tiene forma de paleta y es mas cuadrada.

Tenedores.

Tenedor para carne o principal: es el tenedor más grande de todos. Tiene cuatro dientes (se le llama también trinchero) y sirve para carne blanca o roja.

Tenedor de ensalada. Es el mismo que el de la carne también con cuatro dientes, de pala ancha, apenas dentado.

Tenedor para marisco: tiene forma de trinche, las puntas son más anchas y puede tener dos o tres dientes. Los identificas porque son los más picudos.

Tenedor de ostras: redondeado y de tres dientes anchos, de tamaño pequeño.

Tenedor para pescado tiene tres dientes que se utilizan para separar las espinas y suele ser un poco más plano que los tenedores habituales. Tiene los dientes exteriores más anchos. En algunos cubiertos tienen solo el diente del extremo izquierdo más ancho que todos.

Tenedor exprimidor de tamaño pequeño (similar al de postre) de largos dientes ligeramente abiertos en las puntas. Utilizado para pinchar los cítricos o frutas a exprimir.

Tenedor para postre: es similar la cuchillo de carne, pero es más pequeño que el del pescado. Se pone enfrente del plato.

Tenedor de caracoles: pequeño, marcadamente cóncavo, con dos amplios dientes como cuernos alargados. Existe también la pinza de caracoles en caso de que se presenten con la concha.

Tenedor para langosta: tiene muchas formas y diseños. Lo que los distingue es que son los mas alargados, normalmente de dos dientes afilados y pequeñísimos.

Cuchillos.

Cuchillo para carne o principal: es el más grande y más afilado.

Cuchillo para ensalada: de tamaño normal pero sus dientes de poco filo.

Cuchillo para postre: es el más pequeño de todos.

Cuchillo de pescado: tiene un tamaño mediano, casi sin filo y forma de espátula.

Cuchillo para mantequilla: tiene forma de espátula, plano y a veces tiene un pico adicional en la punta o es totalmente redondeado.

Vasos

La cristalería (copas y vasos) también forman parte parte importante en la mesa. El diseño más simple es siempre el más elegante para ocasiones especiales. Para uso cotidiano la versatilidad y colorido puede ser una opción.
Respecto a la colocación siempre se ubicaran del lado derecho del comensal.
Para cuidarlos te recomiendo fregar los vasos de cristal con una combinación de agua con vinagre y dejar secar en un escurridero, sin frotarla con ningún paño.
Otro tip importante es evitar colocar las servilletas en los vasos o en las copas, al menos no en cenas formales.

Cubiertos

Si pensamos en cubertería  tenemos que pensarlo todo. Formas, colores, materiales y diseños. No sólo es uno de los artículos indispensables para tu mesa, es un utensilio  que hará tus comidas divertidas y muy atractivas visualmente.

La cubertería occidental o plaqué emplea: cucharas,tenedores y cuchillos. Cada uno con sus especialidades: cuchillo de pescado y de carne (generalmente afilado), de pan, queso, etc. La cubertería oriental utiliza palillos en lugar de tenedores.
Los materiales más empleados en la elaborar la cubertería son: acero inoxidable, plata, alpaca y plástico.

Vajillas

Las hay de cerámica, porcelana, talavera, barro, melamina, madera, plata y loza. Simples o decoradas representan una expresión creativa dentro de la cocina.

Por definición una vajilla  se refiere al conjunto de utensilios que se utilizan para el servicio de la mesa (traslado y presentación). Básicamente se forma de: plato llano, hondo y de postre. A estos se complementan (tazas,recipientes, y platos para servir pan entre otros). Existen vajillas formadas por platos extras (plato de presentación o bajo plato, el de entremeses, el cuenco y el de consomé con su plato). De ellos hablaremos hondamente en futuros post. No te los pierdas!!

Papas rellenas

Papas rellenas
Ingredientes:
4 papas grandes
2 cucharadas de queso fresco
1 taza de crema
1 cucharada de mostaza
Cebollín picado al gusto
Sal y pimienta al gusto para sazonar
3 cucharadas de mantequilla

Preparación:
Pon a hervir las papas en agua. Ya cocidas haz un corte en la parte superior y con una cuchara saca la pulpa cuidadosamente, dejando un 1 cm de grueso a todo el alrededor.
Mezcla la pulpa de la papas con la mantequilla y el queso fresco y la mitad de la crema; sazona con sal y pimienta.
Agrega la mostaza y mueve hasta incorporar bien.
Rellena las papas con esta mezcla y colócalas en un refractario para que se calienten al horno por 20 mins a 150 ®C
Al servirlas coloca el resto de la crema encima, espolvorea el cebollín y si agrega mantequilla al gusto.

Alitas de pollo al limón

Ingredientes:
6 alitas de pollo limpias y cortadas en tres
2 cucharadas de aceite de oliva
4 dientes de ajo machacados
2 ramitas de tomillo
½ taza de vino blanco
½ taza de cáscara de limón en tiras
¼ de taza de jugo de limón
½ taza de caldo de pollo
Sal y pimienta al gusto
1/2 barra de mantequilla

Preparación:
Salpimenta las alitas.
Calienta en un sartén grande el aceite y la mantequilla.
Fríe las alitas a fuego medio hasta que se doren, voltea las alitas para evitar que se peguen.
Añade el ajo, el tomillo y el caldo de pollo.
Tapa el sartén, baja el fuego y deja freír durante 10 mins o hasta que las alitas estén cocidas.
Retira las alitas del sartén y mantén el sartén caliente, quita el exceso de grasa de la sartén.
Pon la cáscara rallada, el jugo de limón y el vino. Deja hervir durante 3 minutos y vierte sobre las alitas.
Ahora sí listas para servirse.

Camarones con mayonesa de albahaca

Rinde: 4 porciones 

Ingredientes

2 cucharadas de aceite de oliva
½ cucharadita de ajo picado fino
2 tazas de camarones medianos, sin caparazón y desvenados
1 cucharadita de sal
½ cucharadita de pimienta
2 cucharadas de albahaca picada
Mayonesa de albahaca:
1 taza de mayonesa baja en grasa
4 cucharadas de albahaca
3 pimientas negras molidas
½ limón, el jugo
Guarnición:
2 aguacates grandes, maduros en rebanadas
1 limón en cuartos
4 hojas de lechuga escarola
8 jitomates cherry partidos por la mitad
Salsa picante al gusto
 
Preparación:
En un sartén caliente agrega el aceite de oliva, agrega el ajo, camarones, sal, pimienta y albahaca. Cocínalos 1 minuto.Apaga el fuego y deja los camarones un minuto más. Pasa los camarones a un tazón que esté sobre agua con hielo, déjalos dentro solamente el tiempo necesario para que se enfríen.
En un tazón mezcla todos los ingredientes de la mayonesa de albahaca.
Corta los aguacates en rebanadas y acompaña los camarones. Sirve en un plato decorado con hojas de lechuga, jitomates cherry, limón y si lo deseas agrega un poco de salsa picante.